jueves, 23 de abril de 2015

DÍA DEL LIBRO

Hoy es un día especial y en la escuela lo vivimos como un día de fiesta. Lo único que lamento es recibir rosas en lugar de libros, pero también es comprensible si comparamos precios. Aunque no hace falta gastar dinero, pienso que es una ocasión perfecta para intercambiar un libro con otra persona, ofrecerle una frase de aquél libro que tanto te marcó o recomendarle algún título especial, ¡así no hay excusa!

Hoy, en vez de pasear por las Ramblas de Barcelona entre las paradas de libros, me tengo que quedar en casa castigada con mi trabajo de la uni. Aprovecho para compartir los últimos tres libros que han caído en mis manos y me pongo en serio con el trabajo:

Camino a la escuela fue un regalo de Judith, mi maestra proapasionada, y aún no he tenido tiempo de leerlo, sí de hojearlo, ¡es imposible no hacerlo! Contiene una imágenes preciosas y cuatro historias que estoy deseando conocer.


Los cien lenguajes de la infancia (Reggio Children, RosaSensat) es un libro grande y visual, repleto de dibujos y frases de niños y niñas, de fotografías de niños activos, creativos, felices..., de pensamientos de grandes pedagogos, etc. Hubiese podido compartir cualquier página escogida al azar, pero os muestro un apartado que trata del "entorno" y "la continuidad o discontinuidad de la escuela respecto al mundo existente".


Y por último, otro libro que compré hace poco con la excusa de una jornada educativa: Ha de llover hacia arriba. Supe de Lluís Vallvé gracias a una maestra de plástica muy crítica y entusiasta en el segundo año de carrera, ella nos recomendó este libro que unos años después me ha encontrado a mí y me ha dicho llévame contigo.


Me maravilla ver como a todos los niños les encanta mirar cuentos y que les contemos historias, no sé porqué hay tantos adultos que declaran no gustarles leer, ¿qué ha pasado entre medio?