sábado, 17 de marzo de 2018

LA COHERENCIA EN EDUCACIÓN (CURSO GINO FERRI)

Este jueves fue el último día del curso de Gino Ferri al que he estado asistiendo en Rosa Sensat, un total de 5 sesiones que giraban alrededor del tema del espacio y los materiales. En realidad, cualquier tema me resultaría interesante solo por conocer la opinión de Gino.



Y, por cierto, me di cuenta de que tengo más vergüenza de lo que creía... A pesar de ello, o precisamente por esto, voy a recordar esta formación con mucho cariño, sobretodo por este último día.

El verano pasado coincidimos en la escuela de verano de Rosa Sensat, en la cafetería, cuando me acerqué a su mesa me tiró un dardo: "arena mágica no". Hacía poco acababa de publicar una entrada sobre este material, que encima nunca me acabó de convencer, así que esas tres palabras de Gino fueron como un salvavidas para decir: eh, que no soy tan rara, que el hecho de que encante a tantos no la hace más buena, si apelas a la crítica concienzuda, sobretodo.

Desde entonces Gino me ha ido recordando mi metedura de pata, y os tengo que decir que sienta fabulosamente bien reírse de uno mismo, por eso la entrada tiene que estar aquí, como tantas otras que forman parte de mi pasado: son mi historial de errores y aciertos, son como cualquier historia de vida, una evolución, aunque no siempre en sentido ascendente ;)


Ahora que parece que empezamos a reconocer que los errores son siempre un aprendizaje, y además, oportunidades de mejora

A la dichosa arena, yo acabé dándole una oportunidad y hasta dedicándole una entrada, por puro cansancio de nadar contracorriente, por querer encontrarle algunas cualidades... Bueno, y por falta de arena auténtica.

Y volviendo a Gino, ¿qué os puedo contar del curso que acabo de disfrutar...? Cuando rellenaba el cuestionario que la asociación envia una vez finalizada una formación, donde preguntan sobre el grado de aplicabilidad en la pròpia pràctica, pensé: tal vez no me "sirva" directamente para mi día a día a nivel profesional, por estar más enfocado a parvulario, pero sí me sirve enormemente para seguir desarrollando mi sentido crítico, para cuestionar algunos temas que me repercuten, y por descontado, a nivel de enriquecimiento personal. Conocer más allá de mi acotado 0-3 es tan necesario como seguir formándome para ser una buena profesional de esta etapa.

Me quedo con muchas reflexiones:

Aunque comparto reflexiones y algunas notas, frases e ideas, de estos días de empaparme de la experiencia y los razonamientos de Gino, lo mejor es vivirle (un asesoramiento con él sería increíble).

Coherencia y honestidad ante todo
Incluso admitir que no siempre somos coherentes es un gran paso para ser honesto y para tratar de ser más coherente en un futuro. Si algo admiro especialmente de Gino es su capacidad de ser coherente y consecuente, para mí un valor imprescindible.

Autocrítica y sentido del humor
No tener miedo a reconocer nuestros puntos débiles, nuestros fallos y errores, los sinsentidos en los que caemos, los discursos que incluso cuando los estamos pronunciando ya nos empiezan a chirriar, los intentos frustrados...

En cuanto a los informes
Los informes, como instrumento de comunicación dirigido a las familias, deben estar pensados para realmente llegar a nuestras familias. Hay que atreverse a analizar de un modo sincero los informes que estamos realizando: ¿qué concepto de infancia, de educación, de escuela, transmiten? No podemos hablar del niño y la niña desde una perspectiva global y después realizar un informe que parcele su aprendizaje en áreas de conocimiento, no si queremos ser coherentes.


Los informes deberían reflejar el modo en el que la escuela mira a la infancia

Siempre hay esperanza
El cambio es posible incluso en la escuela más tradicional. 

Pienso que ya estamos superando el 20 niños a la vez hacen lo mismo (¿o no? aquí cada uno que haga su reflexión), pero hemos caído en el 20 niños hacen lo mismo por turnos:
Lo llamamos pequeño grupo, pero si pretendemos que todos pasen por la misma propuesta, es que no hemos entendido que el tipo de agrupamiento no es el único problema, hemos cambiado la forma pero no hemos cambiado lo esencial, seguimos sin ofrecer a cada niño aquello que necesita (porque se adapta a su momento evolutivo o vital, a sus intereses, etc.). Ahora todos hacen lo mismo pero no a la vez, pero... ¿todos necesitan hacer lo mismo? Y aún cuando respetamos al que no quiere participar en una propuesta concreta: tal vez sea el único que se atreve a manifestar que aquello no le interesa, pero a muchos otros no les va a aportar nada o no les va a ofrecer las oportunidades que debería. 
Las propuestas, como tan acertadamente explica Gino, deben suponer un reto, no inalcanzable pero lo suficientemente motivador, lo que Vigotsky llamaba ZDP (Zona de Desarrollo Próximo). Y rotundamente, no hay una única propuesta adecuada para los 20 niños.

La frase que subrayé
"La agresividad como motor de cambio"
Está latente, le tengo que dedicar un tiempo. En infantil tendemos a evitar hablar de agresividad directamente, aunque está muy presente, le hemos atribuido connotaciones negativas, y esta frase le da un sentido distinto y muy alentador. Habló la RAE:
1. adj. Dicho de una persona o de un animal: Que tiende a la violencia.
2. adj. Propenso a faltar al respeto, a ofender o a provocar a los demás.
3. adj. Que implica provocación o ataque. Discurso agresivo. Palabras agresivas.
4. adj. Que dificulta la vida. Clima agresivo.
5. adj. Que extiende el daño de manera muy rápida. Tumor agresivo.
6. adj. Dicho de un producto o de un tratamiento: Que causa lesiones o perjuicios inherentes al beneficio que procura. Quimioterapia agresiva. Fertilizante agresivo.
7. adj. Que resulta llamativo o rompe con el orden establecido. Estética agresiva.
8. adj. Que actúa con dinamismo, audacia y decisión. Ejecutivo agresivo. Empresa agresiva.
9. adj. Propio de quien actúa de manera agresiva. Prácticas comerciales agresivas.
Finalmente y muy importante para todos los que apostamos por la educación pública de calidad
La escuela pública debería tener puntos comunes y no todas las diferencias que se encuentran, porque la educación es la oportunidad para cada persona de no quedarse en su contexto de procedencia, ya sea el más desfavorecido o el más ventajoso.

Gracias Gino, perdona por reducir una formación a cuatro apuntes sueltos, necesito compartir lo que ha significado para mí asistir a tu curso, quien quiera saber más de espacios y materiales que se apunte a otro curso contigo ;)